Amazon MP3 Clips

miércoles, 28 de enero de 2009

NO FUE TU GRAN DÍA…

No fue hoy tu mejor demostración, pero seguro que tampoco el peor.
Te observé desde allí; desde donde mis palabras no deben tener sentido.
Te noté tenso, preocupado, presionado y sin disfrutar de ese juego.
Si hay algo de lo que jamás debes olvidar de todo lo que te he dicho, es que nunca dejes de lado lo más importante. ¡Divertirse!
Quizás solo fue un presentimiento mío y nada más. ¿Acaso lo fue?
Tu amigo el balón hoy contigo no se conectó. ¿Fue tal vez que estaban peleados? o ¿Simplemente fue que hoy no estabas de ánimos suficientes como para jugar?
Si es así no te preocupes. Todos tenemos un mal día; todos alguna vez nos sentimos con ganas de no hacer nada.
Si fue así, olvídalo.
¡Pero ahora! Si tu bajo rendimiento fue a causa de la presión o de ese maldito efecto que causan las voces que te perturban dentro y fuera de la cancha, en realidad mi corazón por ti sufrirá.
Sabes que nuestra relación ya no es la del principio. Todo ha cambiado; ambos nos hemos acercado.
Entiendo que no es fácil enfrentarse a mil voces que inútilmente gritan miles de estupideces diferentes. Pero tú eres un niño; usa esa inteligencia que te caracteriza.
Ninguno de ellos es capaz de estar por un instante en tu lugar. Ninguno de ellos es conciente ni siquiera de las cosas que gritan.
Tú tienes que ser fuerte. Saber aceptarlo, y no darle a esas palabras más importancia de las que realmente tienen.
No solo en la cancha es así… es igual esto en la vida misma.
Recuerda siempre. ¡Recuérdalo por favor!
Aunque hoy no fue un gran día para vos, has que esto te sirva siempre como un gran ejemplo en cuál no debes dejar pasar.
No te olvides amigo mío… disfruta de aquello que tanto amas. No permitas que nadie ni nada impida eso.
Deportivamente tendrás miles de buenos momentos y quizás muchos más, de malos, pero mas allá de eso hay algo que importa mucho más…
En la cancha eres fuerte. ¡Eres un toro!
Eres feliz… si que lo eres. Y alegre soy yo si puedes entenderlo tú.
Amigo hoy dentro de la cancha no fue un gran día; pero en mi habitación se dio una gran oportunidad para recordarte aquello que tantas veces suelo repetirte…

No hay comentarios: